Por Marcel Legarra | LA BUENA PALABRA

“Más la buena palabra lo alegra” Proverbios 12:25 Un niño de un matrimonio cristiano, padecía una grave enfermedad, durante su convalecencia, muchos creyentes bien intencionados, prometieron y declararon que Dios lo sanaría. Pero murió. Esto generó desconcierto y recibieron inadecuadas palabras de consuelo, sumado a la tristeza que parecía no tener fin, dejaron de congregarse.…